La importancia del guía local

Vivimos tiempos difíciles para la profesión del guía. Primero, el auge de internet hace que cada vez sean más las webs y/o Blogs que nos ayudan a organizar experiencias por nuestra cuenta, mostrándonos los lugares más impresionantes con descripciones “perfectas” de los territorios. No nos preocupa ni si los relatos de los territorios o actividades que queremos descubrir son correctos o erróneos, ni si son escritos por personas locales o por turistas que han visitado una sola vez la zona. Segundo porque cuando se realiza promoción turística institucional de un destino en ferias o de manera digital, siempre dan más valor a los alojamientos, evitando promocionar actividades guiadas, que son las que aportan la calidad y el valor al destino. Y tercero, por el problema de la potencial competencia desleal de estos organismos institucionales con el propio guía, cuyos documentos sobre rutas y elementos patrimoniales terminan por desvincular a los guías de su propio territorio, apartándoles de la misma actividad turística.

Parece que nos hemos olvidado de la figura del guía, y más concretamente del guía local. Este profesional es una persona que conoce en profundidad todos los rincones de un territorio, sus monumentos, sus árboles, sus plantas, sus aves, su geología y sus montañas. Pero sobre todo, conoce a la perfección a sus habitantes. Sabe cuáles son los mejores lugares que visitar, dónde comer, en cuáles se sirven productos propios de la tierra… Los guías, además, somos los mejores embajadores de nuestro territorio. Son las personas más importantes a la hora de promocionar un destino, porque no habrá nadie que lo venda con más amor y pasión que estas personas, lo que favorece que aumente el interés de los visitantes en conocer su tierra.

Desde el punto de vista del turismo sostenible, los guías locales estamos contribuyendo a cambiar el mundo. Por un lado, favorecemos el incremento de la economía local favoreciendo que muchas personas puedan vivir de su trabajo, al mismo tiempo que difundimos las costumbres y tradiciones ancestrales. Por otro, aprendemos a conservar nuestro patrimonio natural y cultural, lo que nos ayuda a proteger y conservar el territorio en su conjunto creando una red territorial, que llena de energía y positivismo a cualquier viajero.

Cada vez más, observamos como grandes turoperadores y agencias, tanto españolas como extranjeras, traen sus propios guías. Estas empresas no favorecen el incremento de la economía local, ya que sólo contratan alojamientos en el destino. Incluso muchas veces traen sus propios vehículos, por lo que tan siquiera contratan transporte, ni servicios de restauración. Los organismos públicos deberían posicionarse duramente para evitar que esto siga sucediendo, porque un destino turístico no se compone sólo de alojamientos, hay muchos profesionales implicados en esta tarea: guías, restaurantes, sector primario, artesanos, transporte público,… y una larga lista. Estos guías que vienen con este tipo de empresas no conocen nuestro patrimonio. Y no hablamos sólo de Bienes de Interés Cultural o Catedrales. Se trata del componente humano, de nuestra tradición, de nuestra gastronomía, de nuestra naturaleza.

Los guías somos también asesores o consultores. No se nos olvide esto. Porque tenemos el conocimiento que aportan los años de experiencia de trabajo en el territorio, conociendo todos los rincones y empresas con las que los turoperadores y agencias pueden trabajar adecuadamente para cada experiencia que organicen. Se trata de un trabajo de asesoramiento exhaustivo y personalizado para actividad que se organice. Que los visitantes se vayan con el sabor de boca de querer repetir destino, e incluso un valor añadido para turoperadores y agencias de fidelizar clientes con experiencias únicas, innovadoras y auténticas. Hablamos de incluir todo lo que hace único a un destino, y que nadie mejor que un guía local para que nos muestre esa belleza, con el amor y pasión que sólo ellos y ellas saben poner.

 165 visitas

Read More

La importancia de las experiencias auténticas en el turismo: el ejemplo de Alberto y sus abejas.

Alberto
Alberto Uría

Alberto Uría es un apasionado del medio rural asturiano y de sus abejas. Tanto que además de producir una deliciosa miel, va un paso más allá para involucrar al visitante en su región a convertirse en apicultor por un día. En esta entrevista, Verónica Álvarez habla con Alberto para conocer su punto de vista sobre el turismo sostenible en Asturias y los retos a los que se enfrenta como emprendedor en el medio rural.


Verónica: ¿Cuál es el motivo que te llevó a emprender en el medio rural?
Crédito José Ramón Navarro
Visitantes disfrutando de la experiencia. Crédito José Ramón Navarro

Alberto: Por un parte, era tratar de vivir en el medio rural. Por otra, intentar volver a los orígenes para buscar, otra vez, la naturaleza de las cosas. Es algo muy básico. En mi casa toda la vida se produjo miel. Mi tío tuvo un problema de salud que le obligó a dejar las colmenas. Cuando se acabó la miel de casa que teníamos, tuve que comprar, y cómo lo que compré no me gustó, me creí capaz de hacer algo mejor de lo que se vendía. Además, las abejas siempre fueron un animal por el que sentía pasión. Era la excusa perfecta para poder volver al pueblo, convivir en sintonía con la naturaleza e intentar vivir de forma tranquila.

Verónica: ¿Cuáles son los mayores problemas a los que te has enfrentado para iniciar tu actividad y a lo largo de estos años que llevas trabajando? ¿Tienes apoyo de la administración pública?

Alberto: Hay un problema muy grave en lo relativo a cómo están planteadas las subvenciones. Normalmente las ayudas económicas están diseñadas para gente que ya tiene dinero o que está dispuesta a ofrecer avales bancarios o hipotecarse. Por lo que si no quieres (o no puedes) realizar una gran inversión inicial, y no te quieres hipotecar, no te dan ningún tipo de ayuda económica. De todas maneras, el mayor problema que yo me encontré fue el desconocimiento del consumidor, por lo menos en mi campo. La gente entiende que miel es cualquier cosa dulce y líquida, y no es así. Esto no te facilita las cosas cuando quieres apostar por trabajar de forma natural, o de forma sostenible, pensando en el bienestar del animal. Esto, más bien, te dificulta las cosas porque no eres competitivo. No te conoce nadie, estás empezando, y el problema es que en nuestra sociedad no existe la igualdad de oportunidades.

Experiencias de apicultor. Crédito José Ramón Navarro
Experiencias de apicultor. Crédito José Ramón Navarro

Ese es el mayor problema que yo me encontré: tener una apuesta decidida, arriesgada, diferente, que implicaba educar o reeducar al consumidor con falta de apoyo administrativo. La administración pública, bajo mi punto de vista, debería velar sólo por lo natural y estrictamente necesario, o sea por las cosas que realmente fueran sostenibles y rentables por sí mismas. Los organismos públicos, con los numerosos técnicos públicos que existen, debería mirar la viabilidad económica de cada proyecto o iniciativa, si lo único que se quiere medir es la viabilidad económica. Creo que deberíamos caminar hacia una sociedad en la que primarán más los valores, los ideales, la cultura tradicional, el respeto por nuestras razas autóctonas, así como nuestra forma primitiva de trabajar, que por una rentabilidad económica por sí misma.

Verónica: ¿Qué diferencia tu miel de otros proyectos similares en materia de sostenibilidad?

Alberto: No puedo decir que soy mejor que los demás, sino que prefiero contar a lo que yo me dedico. Yo lo ligo todo al territorio. Yo creo en un sistema, o en una forma de producir miel o productos derivados de la miel, totalmente natural, y ello implica cosas positivas y cosas negativas. Implica una menor producción, pero de mayor calidad. Implica un mayor arraigo cultural, porque produces siempre en el mismo valle y adquieres un conocimiento exhaustivo de la flora, y puedes garantizar una excelente calidad ambiental. Aunque la miel asturiana no tenga ningún tipo de certificación o sellos de calidad, la certificación es mi marca. Al consumidor le puede gustar más o menos mi miel. Le puede resultar muy fuerte o poco fuerte. Le puede gustar el sabor o no. Pero tengo unas máximas innegociables, que son mis líneas rojas que se centran en no alimentar a mis colmenas, bajo ningún concepto y practicar una apicultura estante para favorecer la polinización de toda la cobertura vegetal que me rodea, estresando menos al animal y garantizando su bienestar.

«Deberíamos caminar hacia una sociedad en la que primarán más los valores, los ideales, la cultura tradicional, el respeto por nuestras razas autóctonas, así como nuestra forma primitiva de trabajar, que por una rentabilidad económica por sí misma.»

Por otra parte, en los 8 años que me llevo dedicando a la apicultura nunca he vendido ni un solo gramo de miel que no saliera de uno de mis colmenares. Nunca jamás. Estos 3 principios básicos hacen que yo controle totalmente la calidad del producto final, y mi marca de calidad. Yo trabajo así y no voy a entrar a valorar cómo trabajan los demás. Yo creo que al final, ya que no tenemos una Indicación Geográfica Protegida, la IGP debe ser nuestra propia marca de calidad. Si te dedicas a comprar y revender, lo que vas a tener son calidades diferentes. Es la única forma de poder posicionarte en el mercado siendo pequeño. Yo lo hago a través de mis valores, así como con los proyectos de conservación y de recuperación de hábitats que desarrollo. El mensaje tarda en llegar a la población, pero al final llega. Es una vuelta a los productos de autor, y a que el consumidor quiera “la miel de Alberto”.

Verónica: ¿Cuál crees que es el futuro del Turismo Sostenible en el medio rural Asturiano?

Alberto: No soy un gran conocedor ni dominador del tema. Yo no soy un turista, sino que me considero un viajero pero en cuanto al futuro del turismo, no lo tengo muy claro. Hay territorios saturados, y otras zonas maravillosas en las que no hay nadie. Yo creo que si lo que estamos buscando es un turismo responsable, debemos hacer, por lo menos, un turismo ordenado. No tiene ningún sentido que tengamos el 90% del turismo concentrado en 5 zonas de Asturias, y el resto totalmente despobladas. Debemos volver a los productos de autor, y poder descubrir las historias que hay detrás de cada proyecto o territorio que visitamos.

La gente está viviendo en las ciudades y deja la llave de la casa rural con el vecino por lo que cuando llega el visitante coge la llave y todo se convierte en un ‘búscate la vida’. Nadie te enseña el lugar, nadie te enseña el entorno o el destino, nadie te enseña nada de la cultura. La gente vive del turismo y sabe que hoy estás tú y que mañana van a llegar otros. Al final no aprendes ni descubres nada. Debemos volver al origen de las casas rurales, y del turismo rural tal y cómo empezó, porque ahora está completamente pervertido.

Verónica: ¿Qué consejos le darías a una persona que quiere emprender en tu sector?
Experiencias de apicultor Crédito: José Ramón Navarro
Experiencias de apicultor Crédito: José Ramón Navarro

Alberto: El consejo que le doy a todo el mundo es el del libre pensamiento. Yo creo que lo que debe hacer cada persona es ser consecuente consigo mismo, tener una idea y defenderla. Hay que tener muy claro lo que se quiere hacer, y lo que no se está dispuesto a hacer bajo ningún concepto. Si tú decides, por ejemplo, producir mantequilla de leche de vaca de raza casina, en una zona de alta montaña, debes tener claras las líneas rojas que nunca vas a cruzar. Tratar de no comprar jamás en la vida nada que no es tuyo, y que seas honesto contigo mismo. Si realmente haces bien y con cariño las cosas, no es tan importante que te quieras dedicar a producir garbanzos o lechugas, eso es lo de menos. Yo animaría a la gente a que empiece a medir las cosas, sobre todo, en convicciones, más que en dinero. A la larga los valores y los ideales también te alimentan, y aunque ganes menos dinero, cuando estás orgulloso de cómo haces las cosas, eres feliz.

 Si te gustaría contactar con Alberto puedes hacerlo a través de su página web o en Facebook

 165 visitas

Read More

Cómo comunicar sostenibilidad y generar confianza: entrevista con Sapa O’Chau

Shu Tan, fundadora de la primera turoperadora propiedad de una minoría étnica en Vietnam, responde a las preguntas de Anula Galewska dentro de la tercera entrega de la serie de entrevistas a los finalistas del World Responsible Tourism Awards 2016.

Un panel en su cafetería muestra a los viajeros de forma concisa en qué se invierte el dinero de forma que repercuta positivamente en la sociedad. Su web sitúa en primer lugar su política social y sus guías locales son sus mejores embajadores. Éstas son algunas de las técnicas que Sapa O’Chaud utiliza para comunicar sostenibilidad.

A pesar de la sensibilidad de algunos viajeros ante los precios, uno de los principales retos a los que se enfrentan según apunta Shu Tan, sus esfuerzos se dirigen a vincular en todo momento a la comunidad local como pilar de su política social.

 

Shu reitera la importancia en mejorar el acceso a la educación superior de los jóvenes. Entre otras acciones, destinan financiación a becas para estudiantes provenientes de familias con recursos muy limitados. Consiguen que muchos lleguen incluso a la universidad.

Parece que para Sapa O’Chaud la artesanía local juega un rol fundamental dentro del turismo responsable que practican. Así, además de preservar la cultura local, trabajan por crear un destino auténtico.

En cuanto a aspectos de marketing y comunicación, remarca “que la publicidad es algo molesta para el potencial viajero”. A pesar de estar en los principales canales de comunicación como Facebook, Twitter o Youtube, la mejor herramienta de marketing para esta turoperadora vietnamita es comunicar mediante estos canales su filosofía y política social, ya que así consiguen atraer al viajero susceptible de valorar y elegir viajes responsables.

Sin duda, de resultar ganadores de estos premios, “obtendríamos una mayor visibilidad, y podríamos seguir fomentando la educación superior de los jóvenes en nuestra minoría étnica” concluye Tan.


sapa-ochau-logoPara saber más sobre Sapa O’Chau, puedes visitar su website y seguirles en  Facebook y You Tube.

world-responsible-tourism-awards-2016-logo

Si te gustaría saber más sobre los premios, puedes dirigirte a la página: World Responsible Tourism Awards 2016.

Puedes leer la entrevista completa en inglés con Shu Tan en el este enlace.

 165 visitas

Read More

Entrevista con Alejandro González, director del Festival de Turismo Responsable VILAMON

Alejandro González
Alejandro

Entrevistamos a Alejandro González Domingo, director y uno de los fundadores del único Festival de Turismo Responsable en España para que nos cuente la historia de esta tremenda idea y de cómo, con mucho esmero y trabajo conjunto entre diferentes organizaciones, ha logrado posicionar este evento en la agenda de toda empresa dedicada al turismo responsable en España.


Ángela: ¿Qué te impulsó a crear un festival de turismo responsable?

Alejandro: El descontento con la desigualdad y la huella ecológica que genera el turismo de masas, y el rechazo creciente al fenómeno migratorio, todos viajeros tratados de manera opuesta.

El turismo y la gentrificación en Barcelona no paraban de crecer y veíamos como la situación iba generando un conflicto enorme con la sociedad barcelonesa, privando a miles de personas de una ciudad para vivir, convirtiéndose en un gran casino del ocio.

Por otro lado, veíamos con extenuación como el número de refugiados y migrantes crecía exponencialmente, y las fronteras se cerraban, generando relatos negativos sobre la integración del migrante.

Pensamos que el turismo responsable trata de valores éticos, de sentido común, como visitantes y como anfitriones, construir un destino hospitalario pasa por aceptar al migrante y la diversidad que aporta a los lugares.

Festival Vilamon
Festival VILAMON este año

Esto nos empujó hace cuatro años a un grupo de organizaciones, eco-union, Posidonia y la Mochila Verde (promotores de wecoplan) y Loom Sostenible, a plantearnos formas creativas de construir un nuevo relato sobre los viajes y las migraciones, que permitiera trabajar con la comunidad y con los viajeros, que despertase la curiosidad por descubrir y el sentido común para conocer el mundo dejando una huella positiva, demostrando que el viaje no son solo unas vacaciones, sino un intercambio que ayuda al entendimiento entre culturas. De ahí, el nombre VILAMON.

En 2013 decidimos organizar un festival que permitiera acercar los valores del viaje responsable a la ciudadanía, invitando al diálogo y a la participación, que transformara las energías negativas sobre el turismo en constructivas. Por ello elegimos un lugar emblemático, El Forat de la Vergonya. En la tercera edición, VILAMON consiguió implicar a más de 40 participantes y 4 programas de actividades, y más de 500 asistentes.

Ángela: ¿Cuál es el público objetivo del festival?

Alejandro: La ciudadanía está en el centro de todo, creemos que es la clave hacia el cambio de conciencias. No obstante, los operadores, las instituciones, las universidades y los agentes sociales deben ser cómplices para construir un movimiento real por un turismo responsable. El turismo y los viajes son de interés público, y por lo tanto abordamos una visión integral.

Ángela: ¿De qué forma piensas que la comunicación puede cambiar las percepciones del turismo sostenible?
teatro del festival VILAMON
Obra de teatro del Festival VILAMON 2016

Alejandro: La comunicación es el filtro para construir narrativas entre los lugares, el visitante y la ciudadanía. El turismo y los viajes se nutren de ellas, todos nos construimos las nuestras propias para imaginarnos el viaje. Sin embargo la mirada turística para vender lugares, banaliza lo real y lo reconvierte en mercancía, invitando a visitar de manera poco respetuosa y convirtiendo los lugares en playgrounds, generando lugares poco auténticos. Por lo tanto, la comunicación debe ser una herramienta más creativa que genere imaginarios sobre el viaje y los lugares que motiven un deseo de cambio, de aventura, de aprender, de intercambio cultural, debe presentar los lugares de manera atractiva desde su realidad local para generar deseos de una experiencia auténtica. En la actualidad los libros de viajes generan mejores relatos que el marketing del turismo.

«La comunicación debe ser una herramienta más creativa que genere imaginarios sobre el viaje y los lugares que motiven un deseo de cambio, de aventura, de aprender, de intercambio cultural…»

Ángela: De todo lo que habéis conseguido en las últimas ediciones del festival ¿de qué te sientes más orgulloso?

Alejandro: De una mayor implicación de instituciones públicas, centros cívicos, académicos, agentes sociales, operadores de turismo, y otros colaboradores que confían en nuestra filosofía y nos invita a pensar que el festival puede ser una herramienta de cambio.

Ángela: ¿Qué te podría ayudar para que este festival llegara más lejos?
concierto Festival VILAMON
Concierto en el Festival VILAMON 2016

Alejandro: El festival es una plataforma de organizaciones que hacen posible todas las actividades. Queremos implicar más operadores de turismo responsable e instituciones, para potenciar el festival como herramienta de promoción del turismo de proximidad y el viaje responsable; a universidades y agentes sociales en la búsqueda de soluciones frente a retos importantes como el cambio climático, la gentrificación y las migraciones; y, en definitiva, un festival en red nos permitirá implicar a más ciudadanas/os como actores de cambio.

Ángela: ¿Cómo imaginas el éxito de VILAMON? Comparte tu sueño con nosotros.

Alejandro¡Una ventana al viaje de tu vida!

¡Muchas gracias Alejandro! Un placer contactar contigo y poder contar la historia de esta estupenda iniciativa. 

Puedes seguir las andanzas de VILAMON en Facebook, Twitter o visitando su página web.

Save

Save

 165 visitas

Read More

Ama Torres del Paine, una iniciativa de Conservación Privada en la Patagonia Chilena

MauricioMauricio Kusanovic O. es el presidente de Ama Torres del Paine, una ONG medio ambiental cuyo objetivo es apoyar la educación, conservación e investigación para el desarrollo de programas orientados al cuidado y la preservación de la naturaleza en un destino como es Patagonia. Esta ONG opera dentro de Estancia Cerro Paine, un “Parque de Conservación Natural y Cultural” ubicado en el corazón de El Parque Nacional Torres del Paine donde también operan otras empresas turísticas como son el Hotel las Torres PatagoniaFantástico Sur y Ecocamp.


Ángela: ¿Cuáles son los principales desafíos a los que Ama Torres del Paine se está enfrentando?

Mauricio: En general en Chile hay varios desafíos en términos de sustentabilidad. Primero, al ser un área privada de conservación, no contamos con una legislación que nos avale por lo que básicamente tenemos que seguir líneas internacionales. Para nosotros ha sido muy importante la UICN, (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza), que se ha convertido en los parámetros tomados para la creación de nuestro plan de manejo para poder hacer conservación siguiendo elementos internacionales.

huesped_sacando_foto_de_un_guanaco_custom
Huésped sacando foto de un guanaco

Culturalmente la verdad es que tenemos un cliente bastante consciente, por lo tanto es gratificante crear acciones, implementarlas y al momento de fundirlas, ver que el cliente lo aprecia. Esto es una tendencia que antes se notaba que estaba viniendo, pero que ahora son cada vez más las personas que prefirieren productos con iniciativas en sustentabilidad.

Otro desafío es la colaboración publico-privada, lo que considero un tremendo tema en todos los países porque muchas veces existe la voluntad de personas pero no es fácil que las instituciones se sumen de forma rápida. Además, la institucionalidad Estatal demora en sus sistemas burocráticos y tienen objetivos que no coinciden con la actualidad de hoy en día donde estamos viendo empresarios activos, que proponen y quieren hacer cambios chocando con un Estado que tiene otro ritmo y leyes que para cambiarlas se requieren años y mucha voluntad, de lo que a veces se carece. Lo que sí veo es un futuro interesante en Torres del Paine y acá en la región se intenta bastante ya que sabemos que somos una región turística así que espero que nuestros esfuerzos repercutan en forma positiva en el futuro.

Ángela: ¿Cuál es vuestro objetivo principal?
huespedes_estudiando_mapa_en_hotel_las_torres_custom
Huéspedes planeando el dia en el Hotel Las Torres del Paine

Mauricio: El objetivo nuestro como ONG y Estancia Cerro Paine, es ser un ejemplo mundial de sustentabilidad turística en donde la conservación y el turismo caminan de la mano. Ser un ejemplo de buenas practicas empresariales con un turismo inteligente y que aporte a la sustentabilidad del Parque Nacional Torres del Paine.

Deseamos adoptar en un 100% los conceptos de sustentabilidad. En este sentido, Ama Torres del Paine es lo que más se ve y a la vez estamos haciendo campañas de reforestación, trabajando con comunidades, con CONAF, incluyendo a los guías locales, entonces yo creo que nuestro objetivo efectivamente es conseguir una validación social, que la gente reconozca este esfuerzo que se está haciendo que es un esfuerzo difícil porque no es fácil gestionar la sustentabilidad.

Pero sí como objetivo queremos hacer un aporte a nuestro destino Torres del Paine, creando un destino sustentable para lo que la ONG creo puede tener un importante rol  en este proceso, así como las empresas que engloban el Parque Nacional. Con esto espero que en algún momento podamos decir que Torres del Paine en su conjunto se transforma en un destino sustentable en colaboración con las empresas, con el sector público y privado.

Ángela: De todo lo que habéis conseguido hasta ahora, ¿de qué estáis más orgull@s?

Mauricio: Una de las iniciativas de las que más orgullosos estamos es de involucrar a los estudiantes en todo el tema de conservación. Hemos realizado multiples campañas de reforestación (20 mil lengas para el Paine) en donde involucramos a más de 700 niños que hemos traido a Torres del Paine. A este grupo de niños les enseñamos lo que es la reforestación, aprendiendo lo difícil que es el proceso y el porqué debemos cuidar nuestros bosques nativos. Personalmente creo que si  logramos cambiar aunque sea uno de esos niños, insertarles un chip de conservación en su mente, es posible que se den muchos cambios a través de esa persona en el futuro. Los niños son nuestros embajadores ambientales y son la única salvación que tenemos en nuestro planeta, que sean ellos los que tomen consciencia y los que puedan transmitir lo importante que es el cuidado ambiental y lo importante que es trabajar de manera responsable.

«Los niños son nuestros embajadores ambientales y son la única salvación que tenemos en nuestro planeta.»

También estamos muy orgullos de proponernos hoy en día como una iniciativa de conservación privada: Estancia Cerro Paine, es un parque de conservación natural y cultural. Esto se lanzó en el 2016 y es un cambio de decisión al típico manejo que tienen las estancias que es un manejo ganadero,  siendo que hoy necesitamos pensar como un Parque de Conservación. Por tanto haber echo este cambio de la generación de mis abuelos en donde la estancia era una estancia productiva a hoy día que estamos lanzando un parque de conservación creo que es un tremendo avance y un tremendo orgullo que existan las voluntades de nuestra familia para hacerlo.

Ángela: ¿Qué os podría ayudar a llegar más lejos?
huesped_en_base_las_torres_custom
Huésped en la base de las Torres

Mauricio: Primero claramente que exista un mayor consenso a nivel de políticas publicas, donde se crea y se potencia la iniciativa privada, generando empleo, bienestar y conservación. Cuando se entienda en todos los niveles que la conservación va necesariamente de la mano con el turismo, estoy seguro que comenzarán a cambiar las cosas no solo en Torres del Paine, si no que en todas las Áreas silvestres protegidas, ya sean públicas o privadas.

Ángela: ¿Cómo imaginas el éxito de Torres del Paine?
Escuela Bernardo Ohiggins de Porvenir terminando la reforestación de 800 Lengas.

Mauricio: Para mi el éxito está en trabajar colaborativamente con todos los actores que inciden en Torres del Paine. Es importante asesorarse y opinar con base, entender realmente como es la dinámica de un Parque Nacional, su visitación, las formas de gobernanza y las dinámicas y estructuras que se necesitan para realmente gestionar el turismo de forma inteligente. Tenemos una tendencia grande a ser populistas y proponer soluciones en el corto plazo, lo cual no ayuda en lo absoluto al destino. El futuro de Torres del Paine es brillante y con una tremenda oportunidad de sobresalir en esta carrera por la sustentabilidad. 

Ángela: Si pudieras conectar con una persona, empresa u organización en turismo responsable, ¿con quién sería y por qué?

Mauricio: No se bien si hay solo una persona, pero si creo que me gustaría tener una mayor conexión con todo lo que esta haciendo la UICN y poder conversar con ellos, consensuar modelos de gestión y finalmente poder aplicar gran parte de ese conocimiento a Torres del Paine.

 ¡Muchas gracias Mauricio! Un placer haber contactado contigo y con un proyecto tan inspirador en un lugar único como es la Patagonia. Recuerda que puedes seguir a Ama Torres del Paine en Facebook & en Twitter @AmaTorresdelPaine

 165 visitas

Read More

Newsletter

Recibe nuestro boletín con las últimas noticias en turismo y sostenibilidad.