El turismo como solución para contribuir a la erradicación de la pobreza

La erradicación de la pobreza es un reto importante para la humanidad, y es en particular el primer objetivo de desarrollo sostenible propuesto por la OMT. Representada por iniciativas solidarias, humanitarias y conscientes, la lucha avanzaba con gran esperanza, demostrando que entre 1990 y 2015, la tasa de pobreza extrema en el mundo se redujo del 36% al 10%. Sin embargo, la crisis mundial vinculada a la pandemia de Covid-19 marca una ruptura en este impulso, con un pronóstico afirmando que 500 millones de personas (el 8% de la población mundial) estarían en riesgo de caer en la pobreza como resultado de su impacto. Aunque rendirse no forma parte del léxico del turismo sostenible, hoy me uno a Pablo Martínez, fundador de la agencia guatemalteca Etnica Travel, ganadora de la Global Startup Competition, para hacer un balance del turismo como solución para contribuir a la erradicación de la pobreza.

Un beneficio económico y cultural para los más vulnerables

La pobreza se caracteriza por la importancia de la falta de ingresos, las dificultades de acceso a la salud, el agua potable y la educación, pero también de forma más sutil por la inseguridad, la incomprensión y la percepción de vulnerabilidad. El informe de la OMT de 2002 afirma: “El turismo sostenible es tal vez una de las pocas oportunidades de desarrollo para los pobres, ¡Aprovechémosla juiciosamente y pronto!”

El turismo es un sector de gran potencial que, por la naturaleza de su complejo mercado, presenta un gran y rápido crecimiento para la economía local. Además, es la fuente más importante de divisas después del petróleo, que no es nada despreciable. Este crecimiento va acompañado de la creación de empleos accesibles y emprendimientos, relacionados de manera directa, indirecta o inducido con el turismo. Estos beneficios económicos permiten apoyar la acción pública en tema de planificación del territorio, la financiación de los servicios sociales y la mejora del nivel de vida local.

La puesta en marcha de una actividad turística, que implique a los actores locales, permite también reforzar su identidad cultural, a través del orgullo de su representación y del poder conservador de su transmisión. También resulta una iniciativa simbólica para reunir a diferentes clases sociales y culturales dentro de la economía nacional.

“Las comunidades y los pueblos indígenas han sido perseguidos y han sido vistos por sus gobiernos locales como una piedra en el zapato. Han existido guerras civiles, atentados de genocidio, han sido expulsados de sus tierras, obligados a migrar, y ahora se enfrentan a problemas modernos como lo son: la desigualdad, el bajo acceso oportunidades dignas de trabajo, salud y educación. Sectores tan nobles como el comercio justo y el turismo comunitario, nos ayudan a combatir la migración desmesurada, de la pérdida y extinción de cultura y tradiciones, construyendo nuevos lazos, en pro de revalorización y dignidad de los pueblos originarios.“ declara Pablo Martínez.

El turismo como solución para contribuir a la erradicación de la pobreza
Tour gastronómico en Antigua. Autor: Etnica Travel.

El imperativo sostenible, el respeto incondicional y la benevolencia necesaria

Si hay que dar un grito de alarma en la industria del turismo, es por la inversión de empresas turísticas internacionales que se desarrollan en países pobres, aprovechando los recursos y la mano de obra a menor costo y vendiendo al mercado exterior. Este enriquecimiento no beneficia al territorio local y la práctica favorece en gran medida un monocultivo del turismo, así como una dependencia económica que forma parte de un círculo vicioso, que aumenta la vulnerabilidad económica del país pero sobre todo de las clases sociales más vulnerables.

“En un país como Guatemala, hemos visto que el turismo siempre ha utilizado a los pueblos originarios como una imagen para ser utilizada en cuestiones de marketing y de publicidad, pero a la hora de tomarlos en cuenta, de hacerlos productivos y de darles oportunidades de trabajo dignas, con salarios justos desde sus comunidades, esto se ve bastante limitado […] Un modelo en el cual no se les está incentivando a que puedan tener a flote su cultura y sus tradiciones, es un ciclo que se va perpetuando sus pérdidas” explica Pablo.

Es un modelo económico a erradicar en la industria turística, y que pone de manifiesto la importancia del desarrollo turístico sostenible en los destinos, fuertemente impulsado y apoyado por su gobernanza. “Cuando utilizamos ramas de comercio justo, de turismo rural, comunitario, cultural, etc. Tenemos que entender que nuestras ideas solo son buenas cuando la gente que va a formar parte, se siente bien y se siente productivamente involucrada en ello.” relata Pablo.

El turismo virtuoso dentro del desarrollo territorial

La erradicación de la pobreza requiere iniciativas del sector privado, pero también de los poderes públicos, que favorezcan la adopción de herramientas redistributivas eficaces, la aplicación del comercio justo y la preservación natural y cultural de sus lugares y comunidades. La integración del turismo sostenible en el desarrollo territorial garantiza entonces la consideración de los actores olvidados, la sostenibilidad económica y la conservación de sus recursos y su entorno.

“También tenemos enraizado ese pensamiento colonialista, en donde creemos que cuando trabajamos con las comunidades, lo estamos ayudando por caridad, pero no es así. Estamos trabajando en conjunto porque son nuestros vecinos, porque son las personas que nos brindan la oportunidad de poder formar parte. […] Estamos en un momento de la historia que nos va a marcar de por vida, y ahora lo que tenemos que hacer juntos, es no dejar que ciertos estilos de vida, que han sido marcados por ciertos sectores de nuestra sociedad a las cuales les conviene que las cosas sigan funcionando así. A nosotros ya nos toca proponer nuevas ideas y mejores formas de hacer las cosas.” expresa Pablo.

El turismo como solución para contribuir a la erradicación de la pobreza
Taller de tintes en San Juan la Laguna. Autor: Etnica Travel

El impacto de la pandemia y las perspectivas de futuro

La OMT promueve el poder del turismo para resolver los problemas relacionados con la pobreza. Sin embargo, también acabamos de vivir uno de los mayores colapsos económicos de nuestro sector, como consecuencia del impacto directo e indirecto de la pandemia, que ha frenado considerablemente el desarrollo del turismo sostenible, pero sobre todo, ha aumentado el índice de pobreza mundial.

Mientras la industria se recupera y se reinventa para el mundo del mañana, las tendencias ecológicas que están influyendo en el mercado, abogan por el turismo de proximidad y nacional, así como por las acciones responsables que deben adoptarse, que cuestionan mucho los viajes de larga distancia a los países más remotos, entre otros.

¿Hay que temer estas tendencias cuando el principal mercado del turismo comunitario y rural en los países más vulnerables es Europa y Estados Unidos? A lo que Pablo responde: “Estos son movimientos, son sugerencias y perspectivas que algunos sectores tomarán en cuenta, pero no todos. Son tendencias de viajeros que tienen objetivos bastante limpios y que tienen razonamiento, y nosotros como profesionales, vamos a empujar a los turistas a involucrarse lo más que puedan con los proyectos con los cuales tenemos la oportunidad de trabajar e involucrarnos. Estos movimientos no asustan, más bien que se aplaudan, el hecho que varias personas se vayan sumando no significa que los aviones se vayan a quedar vacíos. Lo que me asusta más, son las tendencias y hábitos de viaje que vuelven a centralizar los recursos o a incentivar el turismo en masa, formas de viajar que ya sabemos no son sostenibles y traen más consecuencias que beneficios al mediano y largo plazo.”

Probablemente habrá menos turismo mañana, pero seguro que será mejor. Una mejor práctica del turismo, consciente y respetuosa, tiene el potencial de contribuir a la eliminación de la pobreza en el mundo, a través de un consumo turístico y una gestión territorial armoniosos y virtuosos. El turismo solidario, el turismo comunitario, el turismo participativo… Las formas alternativas son la clave para emprender el turismo de forma diferente y viajar de otra manera. Hoy en día es esencial cambiar el paradigma, y la forma de ver las cosas, para dejar de ver el desarrollo sostenible como una estrategia o un posicionamiento en el turismo, pero más bien el turismo como una fuerza poderosa dentro del desarrollo sostenible.

 646 visitas

Comentarios

Deja un comentario


* Campos obligatorios.

Newsletter

Recibe nuestro boletín con las últimas noticias en turismo y sostenibilidad.