Innovación Profunda del Turismo en Latinoamérica: Turismo regenerativo

El turismo regenerativo surge como innovación profunda en turismo, que nace y se expande en Latinoamérica, como una alternativa y nueva oportunidad efectiva para diversos sectores y actores de la cadena productiva del turismo, reto desafiante que el mercado emergente obligará paulatinamente a la oferta turística a adaptarse.

Tendencias

Uno de los sectores productivos de alto crecimiento a nivel global es el turismo, y por el cambio permanente en las tendencias de mercado frente al tipo de actividades turísticas, es que los destinos en todas partes del mundo se han ido adaptando, muchos de ellos han mejorado de acuerdo a las exigencias del mercado, así como las tendencias del modelo de turismo sostenible o responsable, y muchos otros también se han ido degradando perdiendo recursos culturales, ambientales, sociales, entre otros, por la falta de gestión adecuada, crecimiento masivo improvisado, factores de cambio climático entre otros.

Por otro lado está el crecimiento poblacional y las nuevas formas de sistemas colaborativos de viajes, donde el viajero puede acceder visitar destinos que hasta hace unos años atrás para algunos del segmento milenials, eran imposibles de realizar; pues hoy todo es posible, sumando a esto los post milenials, emergen con un estilo de vida de viajeros y formas de autodescubrimiento, gran parte de esta generación surgen casualmente con una tendencia filosófica de vida más consciente, consumo responsable, pensamiento holístico en busca y valoración de experiencias vivas y únicas; pues este es el mercado futuro al que se debe satisfacer.

¿Cuál es la razón de esta tendencia en el turismo?

Mi percepción respecto al movimiento del turismo se fundamenta en que el viajero busca satisfacer una necesidad, que la llamamos comúnmente felicidad. Las necesidades cubiertas para lograr la felicidad surgen por infinidad de vacíos existenciales, las cuales en mi diálogo las denominare enfermedad, entonces el turista viaja para curar enfermedades, como el turista JOMO (join of missing out). Los viajes y experiencias en destinos con productos y servicios que no están diseñados adecuadamente para curar dichas enfermedades se convierten en solo lucro, uso de recursos pero no ayuda a curar la enfermedad de raíz de los viajeros, entonces es una actividad productiva a medias, el viajero vuelve al destino o sigue en busca inconsciente de curar esa enfermedad, entonces aquí bajo una visión holística del movimiento del turismo, surgen problemas como la saturación del turismo, capacidad de carga, lavado verde, entre otros.

Para el perfil de turista emergente, los destinos de alta riqueza natural son los más apreciados y lamentablemente son los que estamos perdiendo por diversos factores. A nivel mundial existen destinos de diversos e inmensas bellezas naturales, los cuales se convierten en puntos atractivos de inversión turística, también surgen las tendencias de conservación y uso sostenible de los recursos; sin embargo el cuestionamiento es:

A este nivel de desarrollo, será posible el uso sostenible de los recursos? La sostenibilidad se sustenta en el punto de equilibrio de usar los recursos de manera que garanticemos el uso de éstos para las generaciones futuras; pero si miramos de manera real los recursos para esas generaciones futuras ya las hemos utilizado, y seguimos en un sistema de uso excesivo de los recursos que es el formato del consumismo actual (sistema reduccionista, individualista y de competencia), si analizamos cuales son los limites planetarios, hemos ya sobrepasado 4 de los 9 procesos básicos de la tierra.

Entonces es urgente un cambio de paradigma que integre el desarrollo de la vida humana y el sostén de la tierra, vale decir del modelo de desarrollo sostenible a un modelo de desarrollo regenerativo.

El modelo de desarrollo regenerativo, parte del desarrollo de pensamiento holístico, donde lo fundamental es que los ecosistemas y la vida funcionan de manera íntegra, en un organismo vivo que es el planeta, el hogar común, en función a la equidad transversal, educación sistémica, consciencia y paz a plenitud (se resume en las prácticas ancestrales del bien común), desarrollados en 06 ámbitos: ambiental, social, cultural, económico, político y espiritual.

Este estudio se está desarrollando de manera académica por primera vez en la Universidad para la Cooperación Internacional – UCI de Costa Rica, denominado “Certificate in Regenerative Entrerpreneurship”, con la participación docente de diversos científicos y rubros alrededor del mundo y lo cursamos más de 100 estudiantes distribuidos en los 05 continentes.

El Turismo Regenerativo, surge como una nueva forma de desarrollar la actividad que va más allá de la sostenibilidad, ya que no es posible sostener algo que ya no tenemos, hubiera sido viable y efectivo en los años 60s y 70s en las que todavía los recursos estaban a tiempo de sostener y manejarlos equilibradamente; sin embargo no podemos cegarnos que entrando al 2020, estamos atravesando una crisis mundial en todos los sectores, en las cuales urge dar un paso de percepción a las prácticas habituales del turismo de buscar la restauración y después loa regeneración de los recursos, donde se trabaje integralmente los ámbitos de la regeneración.

Iniciativa global de Turismo Regenerativo, es una iniciativa cuyo propósito es innovar, conectar y trasformar la visión del turismo, generando experiencias de valor y apertura a las nuevas posibilidades a través de modelos de desarrollo regenerativo, sus aliados la consultora Camina Sostenible de Chile, sus creadores y facilitadores chilenos, Carlos Briceño y Martin Areneda, junto a alianzas colaborativas de aprendizaje evolutivo entre ellas la Universidad para la Cooperación Internacional UCI de Costa Rica y El Instituto de Turismo Sostenible de América Latina y el Caribe, y otros aliados más, están generando una red de aprendizaje colectivo, desde el año 2018 a través de workshops de certificación internacional, comenzaron en Chile, Costa Rica, México y próximamente en Perú y otros países de Latinoamérica.

Conclusiones

Existe una diferencia clara entre el turismo regenerativo y el turismo de bienestar, el primero se enfoca a la búsqueda de regenerar a las personas, a los recursos naturales y culturales, los espacios, la política, en el sistema como un universo vivo, partiendo del bienestar con uno mismo, con los otros y con el planeta; mientras el turismo de bienestar busca la buena salud del turista en condiciones y recursos adecuados para este fin.

El modelo de desarrollo de turismo regenerativo surge como una innovación profunda del actual desarrollo del turismo sostenible, de acuerdo al nivel de desarrollo de cada destino, implementar gestión bajo una visión sistémica donde el viajero logre una experiencia trasformadora y se regenere, junto a los elementos del destino, donde el anfitrión aplique el modelo de gestión regenerativa, se lograría desconcentrar los destinos saturados y distribuir a destinos menos favorecidos, restaurar los recursos patrimoniales, valorizar adecuadamente los servicios y/o productos turísticos, estandarizar la política regulatoria adecuada en los destinos, ayudar al colectivo en su búsqueda de felicidad, eliminar el lavado verde, entre otros. El turismo regenerativo es aplicable casi todas las modalidades de turismo alternativo como: turismo de bienestar, turismo comunitario, turismo de aventura, turismo cultural o tradicional, turismo de naturaleza, turismo científico, turismo astronómico, agroturismo, geo turismo, entre otros.

Este modelo de desarrollo emerge en países de Latinoamérica, convirtiéndose en una red en expansión, el estándar que caracteriza a nuestros países son la biodiversidad y la multiculturalidad, espacios que conservan aun comunidades y pueblos que guardan sabiduría ancestral, la hospitalidad y el calor humano característico latino, con todas estas bondades y ventajas, nos podríamos convertir en el mayor destino de experiencias regenerativas para el mundo.

Desarrollar la innovación en turismo regenerativo en la oferta turística mundial, podría llegar a ser la escuela experiencial mundial masiva más importante y de cambio trascendental que el mundo necesita para aliviar la crisis mundial.

Este artículo ha sido originariamente publicado en Magazine Wellness y reproducido en Travindy con permiso del autor: Innovación Profunda del Turismo en Latinoamérica: Turismo regenerativo.

 670 visitas

Read More

Principios del Diseño de Experiencias Regenerativas

El propósito del diseño de experiencias regenerativas es la co-creación de conexiones profundas y la integración de la comunidad local, el viajero y la naturaleza, develando la identidad de cada lugar (su ética y estética), posibilitando que la relación hombre-naturaleza sean saludables y simbióticas a largo plazo, y puedan prosperar hacia a su potencial evolutivo.

Para esto planteo algunos principios básicos que permitan diseñar desde una nueva visión que plantea tres ámbitos; El diseñador, el lugar y las relaciones.

La observación y el observador como punto de partida para una nueva ciencia de diseño

Estamos hace un tiempo viviendo en el paradigma de ver al mundo como una “cosa”, algo que existe afuera e independiente de nosotros, desde una mirada reduccionista, mecanicista, economicista y fragmentada. Así una persona puede estar frente a un bosque o “cosa” y ve solamente árboles aislados, reduciéndolos a abstracciones como el valor económico que este tiene, traduce los árboles a metros cúbicos de madera y la calidad de esta para ser vendida en el mercado, esto da un valor económico del bosque que esta mirando.

Otra persona puede mirar el mismo bosque y “ve” la relación entre el bosque, el de agua y aire, la biodiversidad que contiene, la paz y tranquilidad, la salud y el bienestar que pueden otorgar y, a través de esta mirada, los valores intrínsecos que este contiene. El paisaje estático se transforma así algo dinámico, lleno de vida, relaciones y en permanente interacción.

Desde donde o como observamos el mundo que nos rodea, nos hace interactuar con la realidad que vemos de una u otra manera. Esto quiere decir que cuando el observador puede ampliar y profundizar su mirada en las dimensiones, sensaciones y relaciones (muchas veces invisible a los ojos, pero no a los sentidos anímicos, imaginativos e intuitivos) de lo que está observando, se hace posible diseñar algo integrador, con pertenecía y acorde al lugar en sí mismo.

En gran medida más que encontrar soluciones y respuestas a la hora de diseñar, lo que aspiramos es permitir que emerja lo que el lugar necesita para la salud y bienestar de todos los que habitan ahí y facilite el movimiento de la vida en ese lugar. Es por esto, que sentir y reflexionar estas preguntas con el lugar y su gente es importante antes de diseñar; ¿cuál es la intención o propósito del lugar? ¿Qué es lo que el lugar necesita? ¿Qué es lo que se está queriendo expresar? ¿Cuál es mi rol en este proceso vivo?

El rol del Lugar y el Sense of place

El “lugar” ha sido construido a través del tiempo, y cada una de sus manifestaciones contienen toda la historia que les a tocado vivir y esto hay que honrarlo se ha generado una biografía e historia del lugar que podemos aprender a leer y que está en constante evolución.

Para trabajar desde un lugar vivo y el “Sense of place”, los esfuerzos de nuestras capacidades se orientan en observar e hilar la historia geológica, hidrológica y biológica (flora y fauna), las dinámicas ecológicas, así como sentir y observar los patrones que dan vida al lugar y que han dado origen a los patrones culturales humanos que luego se desenvuelven en él. Así como la vegetación a modelado el propio entorno en el cual emerge, transformándolo y creando nuevas posibilidades de expresión y nichos para que nuevas formas puedan habitar, el humano también es creado y creador de su entorno.

Trabajar con la comunidad local en procesos participativos de colaboración y recapitulación de la historia del lugar cumple con dos propósitos fundamentales, el primero es descubrir, a través de los ojos de quienes han habitado el lugar por años, su identidad, esencia y potencial; y como segundo ampliar el sentimiento de pertenencia y arraigo, lo que profundiza la conexión y el cuidado por el lugar a largo plazo.

Desentrañar la biografía viva es fundamental, ya que el humano entiende el mundo a través de historias, y el guía de experiencias debe facilitar, a través de ellas, un viaje de inmersión con ese proceso vivo y evolutivo, permitiendo al viajero conectar con la esencia e identidad del lugar, haciéndolo sentir parte y experimentar que su viaje colabora y esta unido a un propósito mayor.

Integrando y transformando a través de las tres relaciones y la regeneración

El turismo es básicamente movimiento y encuentro. Las personas viajan de su lugar para ir a otro y en este otro lugar ocurre el encuentro. A diferencia de otras industrias, en el turismo el ser humano es parte esencial de la experiencia, para esto es importante comprender más profundamente la esencia y el propósito profundo del viajero y por lo tanto la potencial relación que puede vivenciar con el lugar.

En el diseño de experiencias regenerativas trabajamos con tres relaciones; El ser humano consigo mismo, con los otros y con la naturaleza. Por lo que ha de estar siempre considerado y presente el tiempo y el espacio para que estas tres relaciones ocurran. Para esto es importante ralentizar al viajero, para que pueda ir bajando su ritmo de vida cotidiana (muchas veces un ritmo ciudadano) y pueda ir apreciando y sintonizando con el ritmo del lugar, la naturaleza y sus estaciones, los oficios de cada estación, las festividades y el momento único que se está viviendo, como una forma de traerlo al presente.

Fuente: Camina Sostenible

Por lo que el diseño de experiencias en turismo regenerativo, buscan siempre la transformación a través de la mayor conexión del viajero consigo mismo, con los otros y con la naturaleza (o entorno). Y a pesar de que la experiencia es diseñada, no debe perder autenticidad, originalidad e identidad, y debe esforzarse en cultivar una impronta única, un “flow” y movimiento propio, que esta conectado con el lugar desde sus fuerzas vivas y formativas (naturales y culturales) y a la vez está impregnado inevitablemente con la identidad de la organización (o empresa) que proporciona o facilita la experiencia misma.

Método Practico o aplicación práctica de los contenidos:

Estos son los 7 pasos simples y prácticos que para el del diseño de experiencia regenerativas que hemos desarrollado:

1. Definir mi identidad y propuesta de valor experiencial; Conectado con la identidad esencial de mi organización.
2. Sense of place; Conectar, sentir y comprender el lugar para un diseño co-evolutivo.
3. Soñar la experiencia regenerativa; Que desearía que ocurriera en el viajero
4. Identificar los momentos de verdad; Donde las tres relaciones cobran vida
5. Diseñar la experiencia óptima. Incluyendo la articulación de servicios, integrar diversas experiencias (psicológicas, sustentables, sociales – culturales, emocionales y espirituales), construir un relato y narrativa, y generar una conexión con el entorno
6. Aplicar estándares del encuentro, cuidando la calidad de experiencia deseada
7. La celebración, proceso de feedback y mejora continua

Espero que esto ayude a la comprensión del turismo regenerativo y el diseño de experiencias transformadoras. Cabe decir que, esto es solo la parte intelectual (por lo tanto, incompleto), y que cada uno de estos temas los profundizamos en los talleres de manera experiencial, dado que el diseñador debe desarrollar habilidades a través de las prácticas y vivencias que nos permitan ver el mundo de una manera diferente.

¡Bienvenidos a la Iniciativa Global de Turismo Regenerativo! Los dejo invitados a ver nuestros próximos cursos aquí  y seguir creciendo juntos.

Este artículo ha sido originariamente publicado en Turismo Regenerativo y reproducido en Travindy con permiso del autor: Principios del Diseño de Experiencias Regenerativas”.

 670 visitas

Read More

El reto del turismo para superar el ser sostenible y lograr ser regenerativo

A medida que nos enfrentamos a los desafíos del turismo sostenible en el siglo XXI, nuestro enfoque y respuestas a las complejas condiciones ambientales, sociales y económicas determinará nuestro futuro. Aunque encomiable, la mayoría de los esfuerzos del turismo sostenible actuales tienden a centrarse en reducir los impactos ambientales y sociales negativos. Sin embargo, como sociedad, tenemos una oportunidad, no, más bien una necesidad apremiante, de ir mucho más allá de la mentalidad de resolver problemas y más bien llegar a cambiar nuestro enfoque hacia el potencial para crear salud, vitalidad y bienestar. Con los grandes incrementos de las poblaciones locales en los destinos turísticos y el incremento de la visitación de turistas, ya no es sostenible solo reducir impactos negativos, si no que tenemos que regenerar en todos los factores y sistemas vivos que inciden en el turismo.

El cambio fundamental en la perspectiva pasa de hacer mejor las cosas, a hacer mejores cosas. En lugar de centrarnos principalmente en resolver o minimizar los impactos negativos del turismo y de los seres humanos, debemos comenzar a imaginar y crear formas para que el turismo y los seres humanos mejoren y contribuyan a los sistemas vivos y prósperos de todo el mundo. Este cambio de perspectiva es el primer paso, y el más importante, para crear una visión convincente para un futuro que todos podamos abrazar y lograr.

El turismo regenerativo es el proceso de cultivar la capacidad y la viabilidad de las personas, y el bienestar de las comunidades y de los otros sistemas naturales, para continuamente renovar, evolucionar y prosperar. No se trata de mantener lo que es, o de restaurar algo a lo que era. Más bien, se trata de crear la capacidad de desarrollo continuo del turismo sostenible hacia estados de salud y vitalidad en aumento. Debe traer vida nueva y más vigorosa, crear mayor vitalidad, viabilidad, capacidad de evolución y bienestar social.

El marco dentro del que se desarrolla el turismo sostenible son los entornos y sistemas vivos, los cuales en los inicios del turismo de un destino generalmente son prósperos, saludables y resistentes porque sus sistemas ecológicos, sociales y económicos ya se relacionan de una manera que eleva la vitalidad individual y colectiva. El problema se da cuando comenzamos a considerar el impacto del turismo y de nuestras acciones, porque el resultado neto incluye normalmente más atributos degenerativos que regenerativos. Todos los diversos tipos de turismo, proyectos, empresas u otros esfuerzos, no generan solo uno u otro de estos atributos y por eso es útil analizar a fondo los impactos o resultados generados, con el fin de evaluar el resultado final y determinar si es positiva o negativa.

Si el turismo, aunque sea sostenible en su intención, toma constantemente más de lo que da, y apenas paga lo suficiente como para que valga la pena, se inclina hacia el lado degenerativo. Alternativamente, si el turismo nutre rutinariamente el bienestar personal y profesional, individual y colectivo, entonces se inclina hacia el lado regenerativo.

Desafortunadamente, en gran medida dependiendo de las circunstancias, la capacidad para medir científicamente los resultados del accionar del turismo sostenible puede ser difícil o imposible. En cualquier caso, explorar el balance entre ambos tipos de impacto como un modelo mental es una manera significativa de entender las implicaciones del turismo y de nuestras acciones, para bien o para mal.

La actualización de todos los sistemas vivos que interactúan dentro del turismo sostenible es el objetivo final de una práctica regenerativa. En esencia, mantener la tendencia a la actualización de los sistemas vivos, como un profesional regenerador, significa tener en cuenta constantemente las preguntas: “¿Qué estoy tratando de hacer en realidad como resultado de mis esfuerzos y cómo estará este trabajo al servicio del todo?”

Para lograr el turismo regenerativo debemos también entender que el dominio del pensamiento estructural macro tiene el potencial de elevar y amplificar su práctica. La mente necesita asociar las cosas con los macros para comprender el mundo y estructurarlo para que podamos participar, pensar y crear orden. No existimos en silos; más bien formamos parte de comunidades locales, regionales y globales. Por lo tanto, la intención del pensamiento macroestructural es aumentar la sensibilidad a los macros que se han ignorado u olvidado, aumentar el conocimiento de aquellos que necesitan ser desarrollados y estar más en sintonía con los que se necesitan en un momento dado.

El desarrollar el turismo regenerativo desde una comprensión de los sistemas vivos alinea nuestros esfuerzos con los principios y la realidad de cómo la vida realmente funciona, con los esfuerzos de trabajo de los patrones básicos, con los inquilinos de toda la vida y permite una mayor capacidad para ver dónde intervenir y cómo transformar la relación humana con los sistemas vivos. La integridad y la sabiduría de los sistemas vivos están en el corazón de los procesos evolutivos, que, a su vez, son el corazón del turismo regenerativo. En su esencia, el turismo regenerativo consiste en entrar en sintonía con el mundo de la vida a través de la comprensión y la capacidad de trabajar dentro del contexto más amplio en el que existimos.

Como un ejemplo, podemos indicar que para un proyecto turístico nuevo el turismo regenerativo implica la implementación de un proceso de reingeniería en reverso, en inglés “reverse engineering”, para primero conocer a fondo todos los sistemas vivos involucrados, tanto naturales como sociales, y su historia y ambiciones, y posteriormente diseñar una infraestructura y programa de actividades y experiencias concordantes con los principios procurados. Esto garantiza un mayor éxito del proyecto en todo sentido, y una mayor y mejor sostenibilidad sobre el largo plazo. Desafortunadamente, en la actualidad se diseña lo que se le ocurre a los inversionistas o profesionales a cargo  y luego se trata de encerrar el accionar turístico dentro de esa perspectiva limitada y sin integrarlo al resto de los sistemas vivos circumvecinos.

Termino recordando esa frase clásica que nos dice que si seguimos haciendo lo que siempre hemos hecho seguiremos obteniendo lo mismo. Quebremos paradigmas y regeneremos nuestra forma de pensar para heredarle a las generaciones futuras una situación mejor que la que actualmente tenemos.

Este artículo ha sido escrito por Bary Roberts Strachan, miembro del consejo asesor de FiturNext.

 670 visitas

Read More

PiCaSo Tours: poniendo en valor el trabajo de los artesanos a través del Turismo de Descubrimiento Económico

Manuel Miroglio

La tour operadora PiCaSo Tours, en León (Guanajuato, México), nace con la misión de ofrecer experiencias vivenciales únicas para acercar al visitante al emblemático entorno cultural y productivo de la actividad del cuero – calzado – sombrero de León, conocida como “La Perla del Bajío”. Mediante un producto turístico cultural de identidad leonesa basado en el Turismo de Descubrimiento Económico (TDE) se resaltan la historia, los procesos productivos modernos y tradicionales, el saber hacer, los productos de calidad y puntos de venta, así como los logros a favor de la sustentabilidad. Hablamos con Manuel Miroglio, Director General de PiCaSo Tours.


Laura:  La Ruta PiCaSo nace para dar a conocer el mundo de la Piel, del Calzado y del Sombrero del Bajío. ¿Cómo surge la idea de diseñar una ruta turística basada en esta industria?  

Manuel: La idea de crear la Ruta PiCaSo salió en el 2010 durante una plática en un salón de clase con mis alumnos de la Universidad Tecnológica de León cuando platicábamos del potencial turístico de la ciudad de León, evocando sus diversos atractivos turísticos. Les conté que en Francia existía una forma de turismo cultural que permitía apreciar en vivo los procesos productivos artesanales e industriales de una determinada región: el turismo de descubrimiento económico.

Como la ciudad de León es reconocida como la capital mundial de la piel y del calzado y el municipio vecino de San Francisco del Rincón tiene una larga tradición en la confección de sombreros, surgió la idea de crear una ruta turística para descubrir de manera vivencial la cadena productiva del sector piel-calzado-sombrero a través de su historia y de la visita personalizada de tenerías, fábricas y talleres especializados en estos artículos.

Laura: ¿Qué estrategias en materia de sustentabilidad se han implementado en la Ruta PiCaSo?

Manuel: tenemos varios ejemplos.  Uno de ellos es la creación de dos nuevos productos turísticos sustentables: el León Bike Tour, el primer recorrido cultural de la ciudad de León sin emisión de CO2 que permite apreciar en bicicleta 16 sitios emblemáticos de la ciudad de León, su oficio tradicional y su gastronomía típica.

Y la Ruta de la Sustentabilidad, única en su tipo en América Latina, creada para promover las buenas prácticas de instituciones públicas, parques naturales y empresas en materia de sustentabilidad en la ciudad de León, Gto.

Además, llevamos a cabo la elaboración de una herramienta dinámica de evaluación de su desempeño sustentable, basada en los Criterios Globales de Turismo Sustentable para Tour Operadores del GSTC (Global Sustainable Tourism Council), la cual se presentó durante el Congreso Mexicano 2017 de Investigación Turística Aplicada “Turismo Sustentable para el Desarrollo”.  

Así como la obtención de la Certificación internacional en turismo sustentable Biosphere Responsible Tourism en la categoría Experiencia Turística en el 2017.

Pero algo muy importante y primordial es la colaboración con instituciones a favor de la sustentabilidad: campaña de reforestación de un parque ecológico con la Sectur Gto durante el Día internacional del Árbol, patrocinio de actividades sociales de la Fundación Corazón Mexicano que apoya a niños de zonas marginalizadas, vinculación académica con la Universidad Tecnológica de León al recibir regularmente practicantes universitarios, organización de un evento específico para la campaña internacional “La Hora del Planeta”, conferencias impartidas en varias universidades, o la animación de la comisión Sustentabilidad de la ATUCEG (Asociación de Empresarios en Turismo Cultural del Estado de Guanajuato).

Por último y sin olvidarnos de la promoción de pequeñas empresas del sector piel-calzado para valorizar su saber hacer artesanal.  

Laura: ¿Cómo piensa que se pueden aplicar conceptos de turismo regenerativo a esta tipología de turismo?

Manuel: El turismo regenerativo busca generar experiencias turísticas transformadoras, las cuales, según Sonia Teruel, autora de una interesante tesis sobre la cuestión, implican emocionalmente al visitante en el producto turístico que está consumiendo, proporcionándole valores sensoriales, emocionales, relacionales, llevándolo a transformarse, cambiar de costumbre, mirada o mentalidad durante este proceso.

Uno de los principales conceptos del turismo regenerativo busca fomentar tres tipos de relaciones, tratando de que el visitante pueda experimentar las tres a la vez en cada lugar visitado: con uno mismo, con los otros, con la naturaleza (o el lugar visitado), creando un sentido de conexión muy especial con ello.


Si bien el turismo regenerativo idealmente debería llevarse a cabo en un entorno natural para propiciar esta profunda conexión con la naturaleza, podemos reflexionar cómo aplicarlo a un contexto diferente, por ejemplo urbano, que corresponde a nuestra tipología de turismo de descubrimiento económico.

Relación con uno mismo: crear momentos de reflexión personal que ayudan a fomentar una toma de conciencia particular del visitante, derivada de la experiencia previa de vivir. Asombrarse, por ejemplo, ante la cantidad de operaciones manuales que se requieren para elaborar un par de zapatos únicos permite concientizarse acerca del minucioso trabajo artesanal realizado, dándole un valor agregado adicional al producto y al zapatero por sus destrezas. Esta reflexión personal permitirá ciertamente influir en el futuro comportamiento de compras que adoptará el visitante de aquí en adelante.

Relación con los otros: crear espacios de aprendizaje colectivo permite, a través de un ejercicio manual y/o físico en grupo, apreciar las habilidades y el papel de los demás. Aprender, por ejemplo, a armar en grupo un monedero de piel permite ponerse en los pies del artesano especializado, reconociendo no solamente la importancia de su saber hacer pero también de su función en la cadena de producción que requiere la elaboración completa del artículo.

Relación con la naturaleza (o el lugar visitado): sentir la atmósfera particular del lugar por la vista, el tacto, los olores y el oído del visitante lo ayuda a identificar las características propias del entorno en el cual se encuentra inmerso. Este descubrimiento con los sentidos facilita una conexión más profunda del visitante con el espíritu del lugar o territorio visitado.

Laura: Sin duda el turismo regenerativo ofrece muchas posibilidades, ¿qué más puede aportar a la creación de experiencias transformadoras en el entorno urbano?

Manuel: Otro concepto del turismo regenerativo, como lo enfatiza Martin Araneda, facilitador de Camina Sostenible, está relacionado con las diferentes dimensiones que pueden ofrecer las experiencias turísticas, sean de índole sustentable, sensorial, intelectual, social, emocionales y espirituales.

Sustentable en el fomento de buenas prácticas de comportamiento durante la experiencia turística en términos de actitud respetuosa, de compras responsables a negocios locales o de acciones concretas a favor del medio ambiente.

Sensorial en el despertar de los sentidos para que los visitantes experimenten sensaciones únicas durante su experiencia turística, como probar la bebida tradicional de León servida efervescente con bicarbonato, tocar los diferentes acabados de pieles que trabaja una tenería, elaborar su propio artículo de piel.

Intelectual en la generación de análisis, reflexiones y preguntas acerca de lo que ven y escuchan: descubrir la relevancia de un saber hacer local, cuestionar la complejidad de una cadena de producción, entender los desafíos ecológicos de una industria, escuchar la historia del principal sector económico de una ciudad para comprender sus raíces y su papel en la conformación de una ciudad.

Social en la interacción humana que puede tener el visitante a lo largo de su experiencia turística, sea con el curtidor, el zapatero, el artesano, el dueño de la fábrica, el guía, los comerciantes locales o hasta entre los participantes mismos del tour.

Emocional en la capacidad para una experiencia turística de tener esta virtud transformadora generando sentimientos y emociones únicas que harán que el visitante sienta realmente con su corazón que valió la pena vivir plenamente la experiencia por traerle otra perspectiva o visión de un destino, cultura o industria, permitiéndole así encontrar el carisma de un lugar.

Espiritual en el modo de vivir momentos únicos durante los cuales los visitantes pueden apreciar las  creencias y prácticas espirituales o religiosas de una comunidad o de una persona, como por ejemplo escuchar durante una pausa el Angelus a las 12:00h en una fábrica de sombreros o dar a conocer a los visitantes la oración del zapatero y el origen de la celebración de los patronos de los curtidores y zapateros. Al vivir momentos sagrados de una comunidad o escuchar la espiritualidad de alguna persona, se generan espacios de comunión para un mejor entendimiento de la idiosincrasia local.

Laura: ¿Qué ha significado para la población local la puesta en valor de su cultura y de sus saberes?

Manuel: El orgullo de mostrar a visitantes tanto nacionales como internacionales que sus oficios tradicionales son parte intrínseca de la historia y de la identidad de la ciudad de León. La satisfacción de ver el valor que los visitantes dan a sus trabajos, de que se den cuenta de todo el trabajo que conlleva realizar un artículo de piel, desde el curtido de las pieles hasta el producto terminado. Ruta PiCaSo les ha dado una proyección ante el mundo y por eso es considerada como estratégica para sus empresas.

Oscar de la tenería Santamaría reconoce que ha sido un gran privilegio dar a conocer su labor a través de la Ruta PiCaSo, compartiéndola con mucha gente de otros países para que se dieran cuenta del trabajo que conlleva hacer un artículo de piel.

Para Hugo de la tenería Santamaria, ha sido de gran orgullo mostrar todo lo que implica terminar un cuero para convertirlo en una bota o un zapato. Ruta PiCaSo les ha dado una proyección ante el mundo y en sí representa un plus para su empresa. Está muy orgulloso de trabajar en la capital mundial de la piel y del calzado y de demostrar lo que se puede hacer con calidad.

Abel, gerente de proyectos del taller de marroquinería fina Casa Esmeralda, cuenta que ha sentido orgullo y motivación al recibir a todos esos visitantes del mundo, que les ha podido mostrar con calidez lo que hacen, que lo llena de satisfacción mostrarles los productos que hacen con amor porque está convencido que “Amamos lo que hacemos”.

Claudio López del taller de zapatos de autor Atelier Amareto revela que por haber trabajado durante varios años con Ruta PiCaSo, el valor es innegable. Para él, Ruta PiCaSo transmite una serie de valores y conocimientos a sus visitantes como ninguna otra organización con la cual había trabajado antes. Resalta que Ruta PiCaSo es muy buena atrayendo gente turista de México y de otras partes y que todas esas personas que vienen a la ruta sin tener mucha idea de lo que van a ver, quedan al final maravilladas. Reconoce que su personal tiene mucho cariño para la gente del sector y que tiene mucho amor por lo que hace.

Según él, Ruta PiCaSo logra la transmisión de valores, conocimientos y emociones en torno a la elaboración de la piel, del calzado y del sombrero, interactuando con cada eslabón de la cadena productiva. Confiesa que Ruta PiCaSo ha sido un maravilloso aliado para su taller ya que va más allá de dar un servicio y que está haciendo historia, por convertirse en un detonante de gran capacidad para la famosa industria de León.

 670 visitas

Read More

Actores del turismo regenerativo se reúnen en Pucón para co-crear un nuevo turismo

Los días 27 y 28 de septiembre tendrá lugar en Pucón (Chile), un evento único organizado por La iniciativa Global de Turismo Regenerativo Camina Sostenible. Este encuentro tiene  el objetivo de innovar, conectar y transformar la visión del turismo a través del desarrollo regenerativo.

Martín Araneda, organizador del encuentro y co-fundador de Camina Sostenible admite que, “Convergencia es un evento disruptivo, que plantea ir más allá de la sostenibilidad. Buscamos desafiar lo establecido e invitar a los participantes a indagar, innovar y abrir nuevas posibilidades”.
El encuentro contará con expositores de Chile y Latinoamérica expertos en el área y está pensado para emprendedores, funcionarios del servicio público, gestores del turismo, profesionales actuales y en formación. No obstante, también pretende llegar a todo aquel interesado en nuevas formas de pensar y entender el turismo.

El evento contará con múltiples actividades como laboratorios, talleres y conferencias. Se tratarán temas de vanguardia como son el turismo y el desarrollo regenerativo, la gestión de colapso, la economía circular, el liderazgo indígena femenino o las espirales dinámicas.

“Además, vamos a crear un espacio de “Convergencia” donde buscamos nutrir lo aprendido durante el encuentro para “Co-crear un Destino Virtuoso”, afirma Martín. A lo que añade, “de esta forma todo el evento deja un trabajo concreto, el cual ayudará a instituciones públicas y privadas para visualizar con mejor claridad la gestión turística de su territorio”.

La entrada a “Convergencia de Turismo Regenerativo, Pucón 2018” es abierta a toda la comunidad y gratuita previa inscripción a través de este enlace. Para más información puedes  escribir directamente al correo info@turismoregenerativo.org, y estar enterado de las últimas novedades sumándote a su evento en Facebook.

 670 visitas

Read More

Newsletter

Recibe nuestro boletín con las últimas noticias en turismo y sostenibilidad.