Las Islas Baleares finalizan 16 proyectos sostenibles gracias a la tasa turística

Desde 2016, cuando las Islas Baleares implantaron la tasa turística (Impuesto de Turismo Sostenible), el archipiélago balear se ha enfocado en promover el turismo sostenible y la conservación de su territorio en cada una de las islas. Gracias a esta recaudación, han conseguido finalizar un total de 16 proyectos sostenibles. Con ello, de los 108 que hay actualmente activos, se han completado 62 proyectos por un importe total de 52.207.177 euros.

La implementación del ITS tiene como fin último la implementación de proyectos sostenibles que compensen el impacto medioambiental y territorial del turismo. A través de diferentes iniciativas las islas apuestan por el cuidado del medio ambiente, la promoción del turismo sostenible, el cuidado del patrimonio histórico y el apoyo a la investigación científica, formación de empleo y acceso a alquiler social.

Entre los proyectos ITS puestos en marcha a lo largo de los últimos años y finalizados recientemente se encuentran iniciativas enfocadas a proteger el patrimonio cultural y gastronómico y medio ambiente; proyectos para de rehabilitación de estructuras; así como de desestacionalización turística, entre otros.

Cuidando el patrimonio gastronómico, cultural y natural

Este proyecto busca fomentar la desestacionalización mediante la creación y consolidación de nuevos productos que también fomenten los atractivos de las islas durante el invierno. Así, se han puesto en marcha diferentes acciones de apoyo al patrimonio gastronómico de las Illes Balears a través de actividades como showcooking, street market, participación en ferias y workshops, entre otras. Asimismo, engloba actividades relacionadas con la gestión y difusión del patrimonio cultural y natural; mediante la creación de una aplicación móvil para identificar y detallar las características principales de los yacimientos arqueológicos visitables, entre otras medidas.

Protegiendo los espacios naturales a través de la información

Las Islas Baleares son un destino donde la naturaleza hace gala de su exultante belleza; y es necesario poder ofrecer información adecuada sobre las características de los espacios naturales protegidos para promover su conservación.

Este proyecto se ha desarrollado con el fin de poner en valor la importancia de informar de las características de cada espacio natural protegido. Con ello se quiere promover acciones beneficiosas; como evitar el abandono de residuos en estos lugares, a fin de conservar su belleza intacta a lo largo de los años.

Haciendo frente a la escasez del agua

También se ha conseguido ejecutar el proyecto de la desaladora de Formentera, con el objetivo de poder hacer frente a la escasez de agua. Este fenómeno se produce como consecuencia del exceso de población, de actividad turística y de demanda de regadío para las actividades agrícolas; así como por los efectos del cambio climático. De este modo, la desaladora busca potabilizar y abastecer las zonas costeras a fin de revertir los efectos de la escasez.

Este artículo es un resumen de la noticia original publicada por Inout Viajes: “Las Islas Baleares finalizan 16 proyectos sostenibles gracias a la tasa turística”

 68 visitas

Read More

Viajar en tren turístico, ¿viajar sostenible?

En plena era de la conciencia ecológica, en la que cada vez es mayor el número de población que se plantea reducir al máximo nuestra huella de carbono, reaparece en nuestra sociedad (tras el parón provocado por la pandemia de Covid19) la oportunidad de viajar y a la vez pernoctar en tren turístico. ¿Es quizás ésta la forma más sostenible de viajar?

Esta es una de las preguntas que más resuenan entre los miembros que componen la muy diversa comunidad del sector turístico. Y es así porque alcanzar una completa neutralidad climática se ha convertido en una necesidad. Los diferentes actores del turismo observan cómo se hace cada vez más urgente encontrar un verdadero equilibrio entre disfrutar de las diferentes actividades que nos ofrece el turismo y hacerlo lanzando la menor cantidad posible de emisiones a la atmósfera. 

La Comisión Europea, en su camino para conseguirlo, puso en marcha el Pacto Verde Europeo en diciembre de 2019.

El Pacto Verde Europeo es un paquete de iniciativas políticas. Su objetivo es situar a la UE en el camino hacia una transición ecológica. Y su objetivo último es alcanzar la neutralidad climática de aquí a 2050.

Para ello, la Comisión Europea adoptó una serie de propuestas.

Una de las más relevantes, pretende conseguir la reducción del 90% de las emisiones de gases de efecto invernadero para 2050. Especialmente, las emisiones relacionadas con el transporte, a través, sobre todo, de uno mucho más limpio, ecológico e inteligente. Con esta propuesta, se persigue evitar la congestión, las emisiones de partículas nocivas a la atmósfera y el ruido.

¿Puede contribuir el refuerzo del ferrocarril a la consecución de los objetivos del Pacto Verde Europeo?

La Unión Europea apoya fervientemente el transporte por ferrocarril, ya que este es más ecológico, seguro, sostenible y emite menos dióxido de carbono que el viaje por carretera o aéreo. 

Los informes de la Unión insisten en señalar que el transporte ferrocarril de la UE representa solo el 0,4 % de las emisiones de gases de efecto invernadero, sobre el 25 % del total de las emisiones de la UE.

Siendo así, se hace evidente pensar que el hecho de que aumentando la conectividad y trasladando más pasajeros y mercancías al ferrocarril nos posiciona en buen camino para reducir las emisiones en un 90%.

El transporte ferroviario, tanto de mercancías como de pasajeros, se quiere impulsar pues desde Bruselas como una de las mejores soluciones para la salvaguarda medioambiental. Y lo hace con el fin de que se alcance el objetivo de duplicar el tráfico ferroviario de alta velocidad en el horizonte del año 2030, incluso triplicarlo hacia el 2050, a nivel de desplazamiento transfronterizos y de larga distancia entre los estados miembro.

Entonces, viajar en tren turístico, ¿es viajar sostenible?

Lo que no podemos negar es que, llegando a las ciudades en tren, se abren otras posibilidades que nos permiten minimizar el impacto sobre el medio ambiente. Con la llegada del ferrocarril hasta el entorno de las poblaciones se puede mejorar además el desplazamiento en el interior de la ciudad. Éste puede ser a pie y en bicicleta, o con el uso de sistema públicos, como por ejemplo los metros o autobuses de bajas emisiones. 

¿Y si además optamos por pernoctar en el mismo tren que nos sirve como transporte? Las ventajas entonces son aún más numerosas, ya que de esta forma, promovemos también la descongestión de zonas altamente masificadas. Hay centros turísticos en muchas ciudades que ven como año tras año la población local que habita sus calles ha ido desapareciendo. Por el contrario, son múltiples empresas en pro del turismo las que ocupan esos espacios antes dedicados a la habitabilidad de los ciudadanos. 

Si además, el tren turístico dispone de instalación de placas solares, el gasto extra de energía necesitada para el alojamiento de huéspedes se ve altamente compensado.

Por todo ello, merece la pena romper una lanza a favor del tren turístico, ya que podemos deducir que viajar en él se acerca bastante a viajar sostenible. Sin embargo, el viaje en tren turístico quizás sigue siendo una actividad no apta para todos los bolsillos. Aunque podría, con el tiempo, convertirse en una actividad con gran demanda. Siempre, eso sí, que consiga adaptarse a diferentes tipos de cliente. Pero para ello, hay que seguir promoviendo un turismo de tipo consciente.

 68 visitas

Read More

¿Podría la sostenibilidad compensar la situación geográfica de Canarias?

Aunque los más recientes datos sobre ocupación y visitantes a las islas invitan al optimismo, lo cierto es que la posición geográfica de Canarias ante la actual situación dentro de Europa puede llegar a ser un hándicap. De ahí que pueda ser aconsejable tratar de seducir a los viajeros de sus principales mercados con un valor añadido que resida en la sostenibilidad. Eso sí, con unas prácticas bien comunicadas y medibles, para que el potencial visitante con buenas intenciones tenga fácil la elección.

Como consecuencia de la invasión de Ucrania por parte de Rusia, ya se apuntaba en un artículo de marzo de este diario que debido a su lejanía de los mercados emisores europeos y a su total dependencia del transporte aéreo, Canarias corría el riesgo de convertirse en el destino más vulnerable dentro de España.

Al subir el precio de los vuelos, podrían cambiar las decisiones de turistas como los alemanes que tienen menos poder adquisitivo y decidieran cambiar de destino a Mallorca o Turquía. Sin embargo, también cabe la posibilidad de que se decidan por Canarias en sustitución de otros destinos más lejanos.

Optimismo contenido

El sector en Canarias avanza con optimismo contenido hacia su temporada baja (después de Semana Santa y hasta comienzos de julio). El entorno macroeconómico continúa protagonizado por la incertidumbre que genera la guerra en Ucrania, una circunstancia que afecta al poder adquisitivo de los turistas, modera el crecimiento de los países europeos y empeora las previsiones de desempleo. Asimismo, el desabastecimiento energético impulsa la subida de precios desde el inicio de este año. Además, los casos de COVID-19 han vuelto a crecer en algunos países emisores, poniendo en riesgo de que una séptima ola impacte de nuevo en el turismo.

También desde Turismo de Canarias han previsto mantener una recuperación del 85% de los turistas prepandemia para estos meses antes del verano; la capacidad está en niveles muy altos. Ya sea por la subida del precio del combustible o por la compensación del CO2, es necesario actuar desde una política de sostenibilidad del destino para prepararlo para estancias más largas y para distintos poderes adquisitivos.

Captar con sostenibilidad medible

Según la encuesta Reiseanalyse realizada por el profesor Lohmann, que desde hace varios años recoge datos sobre el comportamiento de los turistas alemanes en el aspecto de la sostenibilidad, se observa que hay un gap entre la intención de ser sostenible y la acción que realmente toma.

En la encuesta de enero 2022, un 47% de los alemanes afirmaban que les gustaría que “sus vacaciones fuesen lo más sostenibles posible” y un 64% deseaba unas vacaciones socialmente sostenibles pero solo un 5% dice que la sostenibilidad era el factor principal de selección de viaje, y entre un 3% y un 4% había compensado en el 2019 sus emisiones”. Sin embargo, los datos muestran cómo el interés de los alemanes por ser sostenibles medioambiental y socialmente no ha parado de crecer en los últimos años. 

Es por ello que cabe la posibilidad de que Canarias trabaje en compensar su situación geográfica, para captar a esos turistas preocupados por la sostenibilidad que buscan poder realizar acciones concretas. A comienzos de abril, Turismo de Islas Canarias  anunció un plan anual de actuación de mejora del destino, presupuestado en 60,2 millones de euros, centrado en diversas áreas y que incluye 1,6 millones destinados a sostenibilidad ambiental. Además, en cuanto al objetivo del plan, se trata de “la mejora de su resiliencia, el incremento de su compromiso con la neutralidad climática y la potenciación de su capacidad de generar valor en favor de la economía y los ciudadanos de las ocho islas”.

Este artículo es un resumen de la noticia original publicada por Hosteltur: “¿Podría la sostenibilidad compensar la situación geográfica de Canarias? 

 68 visitas

Read More

El 70% de los españoles quiere viajar de forma más sostenible

Los alojamientos deben preocuparse más por el cuidado del medioambiente. Al menos, si quieren conectar con las necesidades de sus huéspedes, también en España. Sobre todo, porque los viajeros nacionales quieren viajar de forma más sostenible este año. De ese modo, incorporar estas preocupaciones en la industria debe ser una prioridad.

Booking.com ha publicado un nuevo estudio que destaca que el impacto de sus viajes es algo importante para los viajeros. En el caso concreto de nuestro país, recoge que el 70% de los españoles y españolas afirma que quiere desplazarse de manera más respetuosa durante los próximos 12 meses. Además, un 90% ha confirmado que viajar de forma sostenible le parece importante.

En este sentido, más de un tercio (39%) de los viajeros comentan que las medidas de sostenibilidad de los proveedores de alojamiento desempeñan un papel muy importante en sus decisiones antes de elegir un hotel o apartamento. De hecho, el 71% dice que es más probable que reserve un alojamiento sostenible, tanto si ya lo estaba buscando como si no.

El auge de los alojamientos sostenibles

La conciencia sobre la tipología del alojamiento sigue creciendo también. Un 31% indica que ha buscado activamente las medidas de sostenibilidad del alojamiento antes de realizar la reserva y un 39% de los viajeros confirma que se hospedó en un establecimiento sostenible en 2021.

Hay diversas razones por las que optaron por esta opción. El 37% dice que eligió el alojamiento para ayudar a reducir el impacto en el medioambiente. Por otro lado, casi un tercio (32%) quería tener una experiencia más auténtica en el destino. Y, por último, un 28% cree que los alojamientos sostenibles tratan mejor a la comunidad local. Estos factores son los que más suelen repetirse a la hora de hablar de buenas prácticas de sostenibilidad en turismo.

Sin embargo, en España todavía queda mucho por hacer. Aunque un 73% de los viajeros en nuestro país tiene la intención de elegir un alojamiento sostenible al menos una vez durante el próximo año, todavía hay que facilitar la búsqueda de opciones y también, comunicarlas mejor. Además, se pone de manifiesto la importancia de que la información sobre sostenibilidad sea transparente y comprensible para un público amplio de personas. De este modo, se pueden impulsar las ventas del viajero concienciado con el clima.

Combatir la masificación

Los encuestados quieren evitar aquellos destinos que reciben turistas en exceso, por lo que, de cara al futuro, un 38% aseguró que estaría dispuesto a viajar solo en temporadas más bajas para evitar la masificación.

Por otra parte, al 44% le cuesta encontrar destinos atractivos en los que haya menos turistas. A su vez, un 39% siente que no hay opciones de viaje sostenibles en las ciudades o en otros destinos turísticos populares. Para las plataformas de viaje esto ofrece la oportunidad de trabajar con los alojamientos de estos destinos para ayudarles a avanzar en su camino hacia la sostenibilidad. También, de destacar las opciones más sostenibles y ayudar al público a descubrir épocas del año y lugares para viajar sin que la experiencia se resienta.

Apostando por la comunidad local

La concienciación medioambiental ha despertado el interés por el cuidado de la cultura local de los destinos. Esta filosofía regenerativa también está influyendo en la toma de decisiones. Por eso, es muy significativo que más de dos tercios (68%) quiere tener experiencias que sean representativas de la cultura local.

Mientras, uno de cada cinco (20%) estaría dispuesto a pagar más por las actividades del viaje para asegurarse de que la comunidad local se beneficia de ello. A pesar de las ganas de contribución, el 36% indica que no sabe cómo o dónde encontrar actividades o tours que aseguren que van a tener un impacto y un retorno en la comunidad positivos. De nuevo, la comunicación vuelve a ser esencial y uno de los elementos que más debe trabajar el turismo.

La situación del transporte

La comunidad viajera internacional se preocupa por lo lejos que viaja, cómo llega al destino y cómo se va a desplazar una vez allí. Por tanto, ha surgido una preocupación por la tipología de los desplazamientos. Casi un cuarto (21%) afirma que eligió viajar a un destino más cercano para reducir su huella de carbono

En cuanto a las preferencias del método, una de cada cinco personas (22%) eligió viajar en tren, en vez de en coche, cuando se trataba de distancias más largas. A su vez, un tercio (33%) dice que se avergüenza de volar debido al impacto que tiene en el medioambiente. En base a otras respuestas de los encuestados, deja entrever la necesidad de aumentar la consideración de opciones más sostenibles en toda la experiencia del viaje.

Compromiso con el medioambiente

En el caso de Booking.com, más allá de este informe, aseguran estar concienciados en materia de sostenibilidad. Por eso, en su plataforma ya hay más de 100.000 alojamientos de este tipo en todo el mundo gracias a la etiqueta de Viajes sostenibles. Además, la compañía también ha ampliado el número de certificaciones y sellos externos que califican automáticamente a los alojamientos para recibirla.

Por otro lado, las operaciones de la compañía han sido neutras en carbono en 2021. Además, han comenzado a utilizar electricidad de fuentes 100% renovables a finales del año pasado, un paso importante en su Plan de acción para el clima. Bajo este marco estratégico quieren lograr que sus operaciones, servicios y el sector de los viajes sean más sostenibles. Así, persiguen objetivos ambiciosos con los que la empresa quiere alcanzar una reducción del 95% de las emisiones de alcance 1 y 2 para finales de 2030.

Este artículo es un resumen de la noticia original publicada por Tecno Hotel: “El 70% de los españoles quiere viajar de forma más sostenible”

 68 visitas

Read More

La tecnología digital cambia las reglas del juego de la sostenibilidad

La estrategia digital y la sostenibilidad son cada vez más importantes y están cada vez más entrelazadas.

Una nueva encuesta elaborada por Bain & Company y el Foro Económico Mundial (WEF) subraya el enorme impacto que la tecnología digital está teniendo en los programas de sostenibilidad de las organizaciones. Se trata de una aliada que cada vez está cobrando más peso en las entidades que apuestan por el desarrollo sostenible. 

Tecnologías digitales, sostenibilidad y empresas

En la actualidad, las tecnologías digitales se utilizan para medir y hacer un seguimiento del progreso de la sostenibilidad, optimizar el uso de los recursos, reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y hacer posible una economía más circular, entre otras cosas. Pero las tecnologías digitales también permiten la innovación y la colaboración.

La inteligencia artificial (IA) en el diseño, la fabricación aditiva y los gemelos digitales son solo algunas de las poderosas herramientas que permitirán, según el estudio, la próxima ola de soluciones para el cambio climático. Las autenticaciones basadas en blockchain, las plataformas de intercambio de datos y las aplicaciones de juego son ejemplos de tecnologías que fomentan la colaboración en toda la cadena de valor y alinean a los participantes en métricas y objetivos comunes.

Si bien se trata de una herramienta que brinda múltiples oportunidades y beneficios, el estudio advierte que lo digital también trae consigo inconvenientes. Concretamente, uno de cada diez encuestados cree que las tecnologías digitales representan un riesgo para la sostenibilidad. Les preocupa especialmente el impacto en la salud mental y el bienestar, la privacidad de los datos, las habilidades para el futuro y la garantía de la diversidad y la inclusión.

Transformación como un plan de juego

Expertos del WEF analizan que, ante este panorama de cambio vertiginoso y múltiples desafíos, es importante que las organizaciones actúen con una estrategia premeditada en pos de la sostenibilidad. La investigación afirma que esta estrategia debe tener en cuenta tanto los aspectos positivos como los negativos de la tecnología digital. Haciendo una analogía con el deporte, el documento afirma que los ejecutivos que integran las tecnologías digitales y la sostenibilidad se benefician de pensar en esta transformación como un plan de juego de tres partes, presionando a través de la ofensiva, el centro del campo y la defensa para crear un equipo alineado y eficaz.

Así, el documento explica que, cuanto más se orientan las organizaciones hacia los datos, más importante es gestionar bien la privacidad y la seguridad de los mismos. Salvaguardar los sistemas es algo imprescindible, pero también hay otros riesgos, como la forma en que se utilizan los datos y la ética e integridad de los algoritmos y plataformas de IA que utilizan muchas empresas hoy en día.

Sin duda, la mayor preocupación de los ejecutivos es el impacto de la automatización en los puestos de trabajo de sus empleados. Es imperativo volver a capacitar a los empleados, así como crear nuevas y prometedoras trayectorias profesionales para garantizar que tengan la formación necesaria para prosperar en una era de automatización.

El estudio concluye que, para construir un futuro digital sostenible, es necesario gestionar todos los aspectos del juego a la vez:  el ataque, el centro del campo y la defensa. Esa es la única manera de aprovechar lo digital para ofrecer las soluciones de sostenibilidad innovadoras y colaborativas que necesitamos hoy y, al mismo tiempo, reconocer y gestionar los riesgos que lo digital puede suponer para el futuro.


Este articulo es un resumen de la noticia original publicada en Diario Responsable “La tecnología digital cambia las reglas del juego de la sostenibilidad

 68 visitas

Read More

Newsletter

Recibe nuestro boletín con las últimas noticias en turismo y sostenibilidad.