Los Rapa Nui asumen la gestión turística de la isla de Pascua

La comunidad indígena polinesia Rapa Nui se ha hecho cargo de la administración turística del Parque Nacional de la isla de Pascua. Hasta hace poco, este territorio había sido gestionado por el Ministerio de Agricultura de Chile a través de la la entidad gubernamental CONAF (Corporación Nacional Forestal). Desde el año 1995, el Parque Nacional Rapa Nui está declarado Patrimonio de la Humanidad.
El traspaso de poderes tuvo lugar el pasado 30 de noviembre. A partir de ese momento, la comunidad Rapa Nui, compuesta por 4.000 integrantes de dicha etnia, se ha convertido en el administrador único del Parque Nacional, donde se encuentran los míticos moái.

“Hemos demostrado no sólo a nivel nacional, sino también a nivel internacional, que las comunidades indígenas organizadas son capaces de administrar lo propio y trabajar en el cuidado y protección de sus sitios sagrados, sin necesidad de tener un intermediario del Estado para cumplir con algo tan significativo para los Rapa Nui, como cuidar su tierra y el legado de sus ancestros”, según explican los integrantes de esta comunidad.

La comunidad Rapa Nui también ha querido que el Parque Nacional sea más accesible para personas con movilidad reducida. En este sentido, se han habilitado senderos especiales para el recorrido en sillas de ruedas. “A esto se suma la existencia de dos sillas anfibias que permiten que los turistas puedan disfrutar de las cálidas aguas de la playa Anakena sin importar su condición física”, explica el gestor turístico del parque, Gonzalo Muñoz Icka.

En la actualidad, uno de los principales retos es diversificar la oferta turística para conseguir que los viajeros pernocten más noches en la isla (ahora la media es de tres días), para de este modo redistribuir con más eficacia los ingresos generados por el turismo.

Este artículo es un resumen de la noticia original publicada por Hosteltur: “Los Rapa Nui asumen la gestión turística de la isla de Pascua”.

 334 visitas

Read More

La isla de Pascua está desapareciendo lentamente

La isla de Pascua (Chile), uno de los lugares más misteriosos de la Tierra y hogar de una extraña civilización de la polinesia que dejó en ella un gran número de vestigios en forma de ídolos gigantes (moáis) hace unos 2.000 años, está desapareciendo lentamente. Las mareas crecientes han deteriorado durante años las plataformas que contienen las estatuas y los restos antiguos de la cultura Rapa Nui, que han dado fama al lugar, recoge un informe de The New York Times y la plataforma de noticias RT.

Al respecto, la Organización de las Naciones unidas (ONU) ha lanzado una advertencia asegurando que la erosión de las costas provocada por el aumento en el nivel de las aguas podría acabar por completo con las piezas arqueológicas. Los científicos prevén que las aguas aumenten hasta 1,5 metros para el año 2100, pero “temen que las tormentas y las olas se vuelvan una amenaza mayor”, destaca la publicación.

“Te sientes impotente con todo esto, que no puedes proteger los huesos de tus propios ancestros (…) Es un dolor inmenso”, confesó Camilu Rapu, líder de la organización indígena que controla el parque nacional que se extiende en toda la isla.

La eventual desaparición de los sitios arqueológicos podría representar además un problema financiero para la región insular de unos 6.000 habitantes, pues la industria del turismo es el eje principal de su economía. Tan solo en 2017, este patrimonio histórico de la humanidad atrajo a más de 100.000 turistas y produjo unos 70 millones de dólares en ganancias para los comercios locales.

Este artículo es un resumen de la noticia original publicada por Ambientum: “La isla de Pascua está desapareciendo lentamente”.

 334 visitas

Read More

Newsletter

Recibe nuestro boletín con las últimas noticias en turismo y sostenibilidad.